30/05/2024

Foro Economía Azul Tribuna de Andalucía
F

Con la asistencia de más de un centenar de personas se desarrolló el pasado 1 de abril el II Foro de Sostenibilidad Tribuna de Andalucía, en esta ocasión centrado en la Economía Azul. El evento tuvo lugar en la Casa de Iberoamérica de Cádiz

Te puede interesar

El Foro contó con la presencia del Consejero Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, y portavoz del Gobierno andaluz, Ramón Fernández-Pacheco, el Vicepresidente primero de la Diputación de Cádiz, Juan José Ortiz y el alcalde de Cádiz, Bruno García que fueron los encargados de transmitir los posicionamientos de sus instituciones por lo que a la sostenibilidad y la economía azul se refiere.

- Publicidad -

Bruno García- Alcalde de Cádiz. Nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro debe estar vinculado al mar

- Publicidad -

El Foro, como es habitual comenzó con la intervención de las autoridades. En primer lugar, el alcalde de Cádiz, Bruno García, agradeció a Tribuna de Andalucía el hecho de haber elegido su ciudad para hablar de Economía Azul y dio la bienvenida a los asistentes recalcando que “esta ciudad que tiene un vínculo especial con el mar, lo ha tenido siempre y obviamente lo va a seguir teniendo siempre. Y de alguna manera estamos obligados a que ese vínculo cada vez sea más fuerte y cada vez genere mayores beneficios para la ciudadanía, y que su uso, de manera sostenible, repercuta de manera más positiva en Andalucía. Nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro debe estar vinculado al mar”.

El alcalde de Cádiz aprovechó para agradecer el trabajo del resto de las instituciones como la Junta de Andalucía a través de la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, la Diputación de Cádiz, la Universidad, la autoridad portuaria y la Zona Franca. “Yo creo que lo importante es que cada uno coordina una parte y que hay voluntad de colaboración de todas las instituciones”. Bruno García recalcó que “la economía azul no es una cosa etérea, es una realidad que se materializa en acciones concretas a través de la innovación como, por ejemplo, en la recogida de los plásticos para hacer tabla de surf, desechos que se están utilizando también para envases de fruta o la piel del atún, que también se utilizan para ropas y complementos de verano”.

García terminó su intervención agradeciendo la creación de este espacio de debate y animó a todas las instituciones y empresas a crear en la Bahía de Cádiz un lugar de referencia en torno a la Economía Azul.

Juan José Ortiz- Vicepresidente primero de la Diputación de Cádiz. Los municipios de la provincia de Cádiz han practica históricamente la economía azul como medio para generar riqueza de manera sostenible

Por parte de la Diputación de Cádiz tomo la palabra el Vicepresidente primero, Juan José Ortiz, que después de agradecer la asistencia de los ponentes y asistentes centró su intervención en “la oportunidad que supone la economía azul para la provincia de Cádiz”.

La provincia de Cádiz tiene más de 260 kilómetros de costa. La singular localización geográfica de la provincia, nexo de unión entre dos continentes y fronteras entre el Atlántico y el Mediterráneo, hace que en ella se concentre una gran diversidad de especies lo que favorece ecosistemas de tal valor ecológico que buena parte del litoral forma parte de la red europea Natura 2000. La costa también es muy relevante para el bienestar de la ciudadanía porque en ella vive el 69% de la población de la provincia, también influye en nuestro patrimonio cultural y define la identidad de muchos de nuestros municipios.

“Estarán de acuerdo en que el mar proporciona recursos naturales de enorme valor y da soporte a sectores relevantes de la provincia de Cádiz, como el turismo, la pesca, la construcción naval o el tráfico portuario. El carácter litoral de esta provincia ha condicionado y sigue condicionando desde tiempos muy antiguos su economía. Lo sigue haciendo de tal manera que, si de los fenicios heredamos del comercio marítimo o de los romanos la cultura del agua, el presente nos regala la oportunidad de estar aquí hablando de economía azul, de un nuevo modelo económico que busca en el mar los recursos y la financiación para generar riqueza, empleo, oportunidades y también soluciones. Podemos afirmar que la economía de Cádiz ha sido y sigue siendo azul. Los municipios de la provincia de Cádiz han practica históricamente la economía azul como medio para generar riqueza de manera sostenible de nuestra costa. Los corrales de pesca de la costa no son un claro ejemplo de la pesca tradicional sostenible desde la época romana, así como la almadraba para la pesca del atún rojo, la actividad industrial de salazón de pescado, la producción de garum en las fábricas excavadas en el yacimiento de Baelo Claudia en Tarifa, las salinas. Pero el mar también ha sido usado como fuente de energía para mover las ruedas de los molinos de marea y no podemos olvidar que Cádiz empezó el tráfico de mercancías con América en el siglo XVIII, convirtiéndose en un punto clave para el comercio internacional”.

- Publicidad -

Ortiz quiso también resaltar que “en la actualidad, la provincia de Cádiz ofrece múltiples posibilidades para el desarrollo de la economía azul. En primer lugar, la que afecta a la industria naval con su gran capacidad competitiva para la construcción, reparación y mantenimiento de barcos y estructuras; en segundo lugar, la actividad portuaria y el turismo azul. El turismo de cruceros se une al turismo náutico y al turismo de costa; 3n tercer lugar, la industria pesquera que, tras un proceso de transformación, sigue siendo fuente de riqueza y empleo”, y planteó cuatro retos para el futuro empezando por “impulsar el desarrollo de las empresas, potenciar la investigación, el desarrollo y la innovación, garantizar la sostenibilidad ambiental, social y económica de los sectores de la economía azul y que todo ello repercuta a nivel local en los municipios y su gente”.

Ramón Fernández-Pacheco- Consejero Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul. Hay que propiciar el equilibrio entre el desarrollo económico y social, y la conservación y protección ambiental

El Foro Tribuna de Andalucía, el segundo en torno a la Sostenibilidad, contó de nuevo con la participación del Consejero Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, y portavoz del Gobierno andaluz, Ramón Fernández- Pacheco.

Fernández-Pacheco destacó que la economía azul es un sector que aporta ya el 11,09% del PIB andaluz y puso en valor que Andalucía es la única comunidad autónoma que tiene una consejería dedicada a la Economía Azul, un sector en el que debe seguir marcando el camino debido a la importancia estratégica y a las especiales características que hacen de esta tierra un lugar idóneo para su desarrollo.

Los datos que hoy maneja la consejería apuntan a que uno de cada diez empleos está vinculado a actividades relacionadas con el mar. Porque Economía azul son 122.300 empleos y unas 35.000 empresas en la economía andaluza, de ellas entre 4.000 y 5.000 pymes, además de grandes empresas e instituciones.

“Queremos seguir marcando el camino y por eso estamos manos a la obra. Andalucía puede, y debe, ser punta de lanza en esta materia”, ha explicado el consejero de Sostenibilidad. “Apoyar la investigación y la importante cantera de proyectos de I+D+i es fundamental para seguir creciendo y fortaleciendo el sector, también lo es apoyar a todos y cada uno de los emprendedores, las empresas y quienes trabajan en economía azul para ofrecerles una ‘autopista’ de recursos y opciones. Este es uno de los objetivos de la consejería y el motivo de la elaboración de la primera Estrategia Andaluza de Economía Azul Sostenible, la denominada ‘EA2’”.

La primera Estrategia Andaluza de Economía Azul Sostenible se basa en buscar la complicidad entre todos los sectores que lo conforman, lo que permite ser más certero a la hora de dirigir las políticas de acción de cara al futuro. Y parte de una premisa clara: hay que propiciar el equilibrio entre el desarrollo económico y social, y la conservación y protección ambiental. Y, en este marco, Ramón Fernández-Pacheco, ha anunciado que todos los sectores de la economía azul van a ganar influencia y peso en la toma de decisiones económicas, empresariales, políticas y también medioambientales porque el principal cambio es la manera de entender la Economía Azul. “Estamos trabajando para que crezca bajo el gran paraguas del Pacto Verde Europeo. Porque todos los sectores implicados tenemos la oportunidad perfecta para favorecer una industria asociada a la transición energética. Trabajamos también para que este sector logre la neutralidad climática con la reducción del 55% de las emisiones de CO2 antes del año 2030”.

El Consejero, apoyando las intervenciones de su predecesores en el Foro destacó que “la economía azul no es un es un concepto acuñado recientemente ya que hace referencia a una actividad que se lleva realizando de toda la vida. Aquí lo saben muy bien.

La economía azul es la construcción naval, es la pesca, es el transporte marítimo, es el comercio portuario es el turismo relacionado con el mar y con la costa. Es también la agricultura, la desalación, la investigación, la náutica de recreo, la arqueología submarina, todo eso, la economía azul. Por eso estamos empeñados en que esta primera estrategia de economía azul sostenible sea la mejor de las herramientas para que la economía andaluza sea la más azul de toda la economía, la más pegada al territorio, la más sostenible, la que mejor acompañe a todo el tejido empresarial, pero también al tejido del emprendimiento, del conocimiento, de la innovación, de las nuevas tecnologías, al sector artesanal que es tan importante. A todos ellos, sin dejar a nadie atrás. Desde el Gobierno de Andalucía apostamos claramente por la colaboración público privada, muchas veces denostada. Es por ello que hemos aprobado recientemente el Plan Andalucía Simplifica que ha sido capaz de reducir los tiempos en los trámites ambientales significativamente, sin que ello suponga ni un centímetro ni un milímetro de pérdida en cuanto a protección ambiental”.

La Directora de Tribuna de Andalucía y del Grupo Tribuna, Monserrat Hernández fue la encargada de conducir el evento y moderar la mesa técnica posterior a las intervenciones institucionales. Una mesa de debate que contó con la participación de Javier Garat Pérez, presidente del Clúster Marítimo Español y presidente de la Comisión de Economía Azul de la CEOE, Javier Ruiz Arana, Alcalde de Rota, Abilio Caetano- Vicepresidente de COAMBA y Federico Álvarez, Director comercial corporativo de GHENOVA.

Javier Garat- Presidente del Clúster Marítimo Español y presidente de la Comisión de Economía Azul de la CEOE. Necesitamos un plan estratégico de economía azul de ámbito nacional, en línea con lo que se está haciendo en Andalucía

En su intervención Javier Garat puso en valor el hecho de que Andalucía cuente con una Consejería especialmente dedicada a la Economía Azul y destacó que “es necesario que en España se considere la economía azul como un sector estratégico nacional y que, para ello, haya un pacto de Estado entre los distintos partidos políticos para que, con independencia de los colores, así se considere de cara al futuro. Es necesario un ministerio de economía azul o, en el peor de los casos, una secretaría de estado, capaz de coordinar todas las competencias relacionadas con el mar. El objetivo es permitir la mejor coordinación posible de la Administración General del Estado para afrontar los retos de la economía azul. Hay que tener en cuenta que hoy en día hay más de 8 ministerios con competencias en materia de economía azul y que para cualquier gestión es necesario acudir a varias “ventanillas” de los distintos ministerios. Necesitamos un plan estratégico de economía azul de ámbito nacional, en línea con lo que se está haciendo en Andalucía. Necesitamos un pacto de Estado en torno a la Economía azul”.

Garat señaló que “entre las prioridades del Clúster Marítimo Español está la valorización del sector marítimo (economía azul) en su conjunto, a través de un nuevo plan de comunicación potente, que conciencie a la sociedad española en su conjunto de la importancia del mar y de los sectores económicos alrededor del mismo. También la generación de vocaciones marítimas y atracción de talento a nuestros sectores, colaborando con Educación Azul, e influir en las políticas autonómicas, nacional y europea para conseguir mantener y reforzar el liderazgo, el crecimiento, la competitividad y la sostenibilidad de las actividades marítimas de España”.

Al igual que parte los participantes, el presidente de la Comisión de Economía Azul de la CEOE resaltó “la importancia de la colaboración público – privada, destacando el importante papel del Clúster Marítimo Español a través de su Consejo Consultivo Marítimo y de las estrechas relaciones con la Armada (miembro de honor), Guardia Civil (servicio marítimo), Organismo Público Puertos del Estado, Salvamento Marítimo, Instituto Español de Oceanografía – IEO, Dirección General de la Marina Mercante o la Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de España, entre otras”.

Por lo que refiere a la sostenibilidad, Garat apunto que “la mayoría de las empresas relacionadas con la economía azul llevan la sostenibilidad medioambiental en su ADN, aunque no hay que olvidar la importancia que tiene la sostenibilidad económica y social. La pesca y el transporte marítimo se caracterizan por su baja huella de carbono. Es importante conseguir un equilibrio entre la conservación de la biodiversidad, el uso sostenible de los recursos naturales y la seguridad alimentaria. La apuesta por la tecnología y la innovación es importantísimo para conseguir los objetivos de descarbonización y de mejora de la competitividad”.

Javier Garat aprovechó la ocasión para poner en valor a la provincia de Cádiz, “no solo por ser un lugar geográficamente estratégico para la economía azul, por sus infraestructuras portuarias, por su industria naval y pesquera y todo lo que le rodea, por su buen tiempo, por sus costumbres y gastronomía, sino, sobre todo, por ser, como decimos en La11Mil, una provincia de talento”.

Javier Ruiz Arana- Alcalde de Rota. Las dos patas principales económicas de la ciudad, dependen del mar

El alcalde de Rota, Javier Ruiz Arana comenzó su intervención en la mesa técnica agradeciendo el hecho de que se haya incluido a los alcaldes y alcaldesas en la estrategia andaluza de desarrollo de la Economía azul.

“Decía el Consejero que la Economía azul llegaba del 11 del 12% del PIB de Andalucía. Yo les diría que en el caso de Rota es mucho más ese porcentaje. Las dos patas principales económicas de la ciudad, dependen del mar. Una es, lógicamente, la base naval que le da a Rota una posición estratégica de la provincia de Cádiz. Y ahí juega un papel importantísimo la Armada, que también aquí en representación de la Armada, con la que mantenemos una estrecha colaboración. Y por otro lado somos un municipio turístico que triplica su población en verano durante dos meses, que triplica los niveles de empleo durante esos meses pero que además tiene que procurar que el empleo se extienda a lo largo de todo el año. Y todo eso sin descuidar la sostenibilidad”.

Ruiz Arana inició en el hecho de que “en Rota tenemos durante el año una población en torno a los 5000 habitantes y en verano nos vamos a los 100.000. Eso quiere decir que tenemos que ser muy eficientes a la hora de desarrollar los servicios y que hayamos apostado por la innovación para introducir todo lo que son las nuevas tecnologías en la prestación de los servicios desde la administración, de manera que podamos hacerlo de la forma más ética posible. Apostamos por un turismo sostenible porque tenemos una clara vocación marítima, con un puerto deportivo pesquero muy importante que está en el centro de la localidad, que juega un papel cultural, turístico histórico muy importante, unos programas de pesca únicos que queremos recuperar y que sean también un atractivo turístico de la ciudad. Y, lógicamente, todo lo que tiene que ver lo que se desarrolla dentro del recinto militar, donde diariamente entra más de 10.000 personas a trabajar y donde tenemos que tener todos los servicios para la población en general y también para la construcción naval, el mantenimiento de los barcos españoles y americanos. Que todo se haga de la mejor forma y se consolide esa actividad económica”.

Para el alcalde, todas las medidas que se han llevado acabo “hubieran sido imposible sin la colaboración de la iniciativa privada. Es importante también tener mayor flexibilidad o por lo menos mayor acompañamiento, porque está siendo muy difícil a la hora de implementar este tipo de tecnologías, este tipo de iniciativas por parte de la administración local, el desarrollarla sin una especificación de las normas. Pero también hay que legislar en materia de contratos. Nosotros gracias a un convenio con una empresa privada, la universidad de Cádiz y Rota, hemos podido impulsar iniciativas de desarrollo tecnológico, de servicios municipales de reforma energética. Creo que hace falta mayor flexibilidad legislativa y por supuesto desde la administración local tenemos que intentar ser correa de transmisión para que el ciudadano entienda de que estamos hablando”.

“En todo esto debe jugar un papel muy importante la formación. Es fundamental que hagamos un esfuerzo desde todas las administraciones, porque las empresas privadas tienen un verdadero problema a la hora de encontrar mano de obra cualificada para abordar esta iniciativa. Conciliar la formación que requiere, por ejemplo, el sector de la pesca y la compañía de cable, con lo cual creo que ahí es importante que además de la innovación, que es algo que aporta la empresa privada lógicamente, y que hace falta financiación, venga también acompañado de la formación. Y ahí es donde tenemos un papel importante las administraciones”.

Ruiz Arana hizo también una reflexión en torno al turismo argumentado que “el turismo no solo tiene una vinculación muy importante con el mar y con los sectores derivados de él, también tiene una parte muy importante en la cultura y en la historia de nuestro pueblo y tenemos que combinarlo todo adecuadamente para ser mucho más eficientes también en este sentido”.

Federico Álvarez, Director comercial corporativo de GHENOVA. La energía eólica marina va ser uno de los grandes impulsores de la economía mundial

Por parte de la empresa de ingeniería Ghenova participó en el foro su Director Comercial Corporativo, Federico Álvarez que apuntó, en primer lugar, que “como multinacional de ingeniería andaluza que tenemos como actividad principal el sector naval y defensa y la energía, nos sentimos actores privilegiados en el sector de la economía azul.  Y además tenemos una visión amplia ya que tenemos presencia en Brasil, Colombia, Bolivia, Estados Unidos, Reino Unido, Corea del Sur, Australia y España, y vemos como está siendo la evolución en todo el mundo y les aseguro que el factor sostenibilidad y el respeto al medio ambiente es la clave de todas las empresas”.

“Diseñando el Futuro, es nuestro eslogan. Nosotros empezamos el año 2023 colaborando con una de las grandes navieras japonesas que tiene más de 800 barcos de transporte de todo tipo. Y ahora se plantean una pregunta que puede sonar a fantasía, pero es lo que los hombres hicieron durante muchos siglos. ¿podríamos construir un buque de transporte a nivel mundial que no consuma ningún tipo de combustible? La respuesta es un proyecto que se llama El vuelo del cazador de vientos. Un barco no tripulado, impulsado por ocho velas rígidas, que va buscando las condiciones de viento movido por una turbina eléctrica alimentada por hidrógeno generado a través de un electro rizador. Puede parecer ciencia ficción. Desde Ghenova estamos trabajando en estos desarrollos porque la tecnología todavía no está suficientemente madura para abordar esto y además tenemos que incidir en el soporte normativo. Creemos imprescindible la colaboración los astilleros ya que son los actores fundamentales para la construcción de todo este tipo de buques de renovación”.

Álvarez apunto también el interés de Ghenova en todo lo relativo a la energía eólica marina. “Creemos que va ser uno de los grandes impulsores de la economía mundial. El año pasado se invirtieron ya 30 mil millones de dólares. Y se pretende que Europa sea el primer vector de suministro eléctrico de este tipo”.

Preguntados a cerca de la seguridad en el mar, el representante de Ghenova cree que “hay una antes y un después del ataque televisado en 2001. Anteriormente, los conceptos de seguridad marítima estaban ligado a una intervención en tiempo de guerra y sobre todo al cumplimiento de la legislación que la seguridad marcaba. Pero ahí hay un cambio de paradigma. Cambia el concepto. Ahora mismo la seguridad marítima es un concepto más integral. Es el concepto más global, aparte de lo que sería la defensa de la soberanía, la protección de las infraestructuras y las líneas de comunicación y transporte.

Por lo que se refiere a la sostenibilidad “es necesaria investigación porque la tecnología no acompaña todavía y ese es el gran peligro de que la normativa no vaya de la mano de la tecnología. Las administraciones tienen que definir, por ejemplo, la normativa de implementación del hidrógeno en buques de pasaje”.

Ghenova trabaja ahora mismo en cuatro ejes fundamentales: el desarrollo del diseño de buques más eficientes en colaboración con la Armada; la energía azul en torno al hidrógeno, el biogás, la economía circular, el uso de los residuos, la energía marina; la transformación digital, la inteligencia artificial, el uso de datos aplicados a todos estos campos; y la investigación.

Este II foro de Sostenibilidad Tribuna de Andalucía concluyó, como viene siendo habitual con un networking en el que los ponentes y los asistentes pudieron seguir intercambiando opiniones en uno de los patios de la Casa de Iberoamérica de Cádiz a la que, desde estas páginas, agradecemos su colaboración en la organización de este evento.

Abilio Caetano- Vicepresidente primero de COAMBA. La economía azul no va a ser azul, ni rosa, ni roja si no hay innovación

El Colegio de ambientólogos de Andalucía, COAMBA, ha querido una vez más estar presente en el debate y su vicepresidente primero Abilio Caetano quiso, en primer lugar, poner en valor a su colectivo. “Somos un colectivo especialista en temas medioambientales y agrupamos a aproximadamente 10.000 personas que desarrollan todo tipo de actividades en el ámbito de la economía, con un número de colegiados que ronda los 1.000. Llevamos a cabo, sobre todo, actividades de sensibilización, de formación y capacitación y proyectos de todo tipo a nivel de cooperación. Somos un colegio profesional que tiene como objeto la protección del medio ambiente, siendo el único colegio profesional que tiene en sus estatutos recogido este fin. Tenemos ya una trayectoria de diez años, habiéndose reconocido dicha trayectoria siendo galardonada con el Premio Andalucía de Medio Ambiente en la categoría Compromiso Ambiental (PAMA23), dirigida a reconocer a la dedicación, esfuerzo y compromiso de trayectorias personales dedicadas al conocimiento, defensa y mejora del medio ambiente en Andalucía. Este Premio coincide con el 10º aniversario de COAMBA, resaltando la evolución y la consolidación de la entidad y alcanzándose gracias a la unidad y el esfuerzo de todas las personas que han formado parte de la misma durante estos años. Compartimos la afirmación de Miguel Delibes dedicada al COAMBA en la que decía que “La Sostenibilidad debe ser la ética de las generaciones del Siglo XXI”

Caetano apuntó las medidas, que según él son necesarias para el avance del sector. “En mi opinión son varias. En primer lugar, la contratación pública. En el caso de que queramos hacer una colaboración público privada que de verdad sea rentable para la empresa y que estas vean como un atractivo el mercado público, es imprescindible modificar la Ley de Contratos del Sector Público y los criterios de valoración para que a las empresas privadas les resulte atractivo presentarse a licitaciones.

En segundo lugar, la formación, la capacitación y la sensibilización en el sector porque hay una carencia notable de conocimiento en materia de sostenibilidad a nivel general, lo que no está en línea con todo el desarrollo normativo y la propia tendencia del mercado. Otro punto importante sería la financiación porque todos tenemos grandísimas ideas, pero necesitamos materializarlas. Muchas empresas se quedan fuera de las subvenciones interesantes como el PERTE porque las condiciones de cofinanciación son inviables para pequeñas y medianas empresas”.

“Yo creo que la innovación no es que sea importante, sino que es crucial. La economía azul no va a ser azul, ni rosa, ni roja si no hay innovación. Innovar no es únicamente tecnología. Innovar es pensar de forma distinta a como se está haciendo hasta el momento. Por ejemplo, con respecto al cambio climático ¿qué van a hacer las empresas y las instituciones cuando suba el nivel del mar? ¿Qué van a hacer las empresas y administraciones para adaptarse a las cada vez más intensas y frecuentes olas de calor? Estos son riesgos graves para nuestra comunidad y, por tanto, es fundamental desarrollar políticas de adaptación al cambio climático basadas en innovación. Por otro lado, tenemos que utilizar la innovación para lograr la descarbonización, puesto que será la única forma de alcanzar los objetivos de mitigación de gases de efecto invernadero establecidos tanto a nivel nacional como europeo como internacional”.

Para COAMBA su hoja de ruta en este campo pasa por “seguir dando guerra en torno a nuestro primer fin que es protección del medio ambiente. Nuestro segundo punto sería seguir representando y posicionándonos para tener un papel clave en el desarrollo sostenible.

Y en el tercer punto la concienciación, la sensibilización y la capacitación a nivel sectorial, de ciudadanía, de todo el mundo que esté involucrado directa o indirectamente con la sostenibilidad.

Para nosotros será muy importante la celebración, en mayo del 2025 del Congreso de Ciencias Ambientales, en el que se debatirá de todos estos temas que se han tratado en este foro”

- Publicidad -

Más noticias

CESUR organiza una jornada empresarial en Jaén para analizar las nuevas políticas agrarias

Andalucía copa el valor de la producción nacional de aceite de oliva con el 83,7%. Según los datos de...

Más noticias