25/05/2024

Fátima Daza: “El mantón es una pieza que pasa de generación en generación”
F

Te puede interesar

“Siempre está ese cliente que busca esa joya hecha artesanalmente”

¿Cómo surge la idea de crear Bordados Manuela Romero?

- Publicidad -

Mi madre, Manuela Romero, heredó de mi abuela la destreza a la hora de bordar. Por ello, decidió emprender con un pequeño taller y poder así hacer de su trabajo algo que disfrutaba. Una vez que se jubiló, seguía habiendo encargos por lo que tomé la decisión de seguir sus pasos.

Todos vuestros diseños están bordados a mano ¿Cuál es el proceso a seguir para hacer un mantón?

- Publicidad -

El proceso depende del tamaño del mantón y de la cantidad de dibujos que se desee. Un solo mantón de tamaño medio, que es de 1’30 metros, puede conllevar entre 4 y 5 meses de trabajo. Uno más pequeño, que es de 1’20 metros, requiere al menos un par de meses. Al final, no solo creamos el diseño y lo bordamos, sino que también incorporamos los flecos. En la artesanía es complicado calcular la producción exacta, pero al ser un taller pequeño, nuestra producción suele ser limitada.

¿En qué se inspiran para diseñar los dibujos que luego se bordan?

Nuestros mantones son exclusivos y personalizados, por lo que nos inspiramos para los diseños en los propios gustos de nuestros clientes. A partir de la idea inicial del mismo, que suele ser un motivo floral o animal, con pájaros o mariposas, confeccionamos el mantón. En caso de que no haya una idea inicial, nos encargamos del diseño y lo modificamos en función de los gustos personales.

¿Cuál es el elemento esencial que tiene que tener un mantón?

En mi opinión, son los motivos florales, indistintamente de la flor escogida, el elemento esencial del mantón. En Bordados Manuela Romero solemos salir de la utilización de la rosa tradicional y optamos por las dalias o la flor de la jara, entre otras. A estas flores las acompañamos con motivos ornamentales que envuelven a las flores.

¿Cómo os ha afectado la pandemia a vosotros personalmente?

Antes de la pandemia tenía la intención de alquilar un local en el centro de Sevilla porque la visibilidad que nos proporcionaría era mucho mayor que la de nuestro taller. A pesar de que este deseo se vio truncado, hemos de afirmar que la venta online nos ha permitido seguir produciendo para clientas de Andalucía y de fuera de ella.

A diferencia de lo mencionado, ¿cómo se está planteando este año 2023?

Ya en la temporada anterior se notó una gran mejoría en la época de primavera, que es cuando se celebran una gran parte de las ferias. Este año, por su parte, está siendo bueno y estamos igualando las cifras prepandémicas. Lo que sí cabe destacar es la cantidad de clientas que nos han encargado mantoncillos, los cuales también trabajamos, aunque no sea nuestra esencial principal.

- Publicidad -

¿Cómo se logra mantener un negocio en este sector que es temporal? 

Para poder mantener Bordados Manuela Romero, he tenido que optar por dar formación. Estoy dando clases de bordados, tanto presencial, en mi taller en Triana, Sevilla, como online, y esto me ayuda a tener unos ingresos fijos mensuales que con el taller no podría. Además, también aceptamos bordados para vestidos de novia y cualquier otra prenda, en general.

¿Cuál diría que es el futuro que le espera a este sector?

Hay quien dice que el mantón es una pieza que se va a dejar de hacer, pero al final, ni a mi madre le han faltado nunca clientes ni a mí tampoco.

Pese a que no sea una masa de clientes la que acuda a nosotros, siempre está ese cliente que busca esa joya hecha artesanalmente para eventos especiales. Así que creo que es un sector que no va a desaparecer porque es una pieza que pasa de generación en generación.

- Publicidad -

Más noticias

Rocío Osborne (Bodegas Osborne): “La vocación exportadora la tenemos en nuestro ADN”

Bodegas Osborne cumplió 250 años en 2022. ¿Cómo ha sido la evolución de este grupo familiar? En 250 años la...

Más noticias